Comentario de Libros, Relaciones, Sexo

[También leo] Joven & Alocada

joven y alocada

Ví la película antes de leer el libro, la seguí en Twitter antes de leer el libro, me hice fan de su FanPage antes de leer el libro, la conocí a ella antes de leer el libro y sólo les diré: lean el puto libro.

Si no te gusta el lenguaje coloquial y vulgar “de la juventud”, entonces abstente de leerlo, si no quieres enterarte de lo que no sabías de la vida de los evangélicos acomodados de Chile, entonces no lo leas, si no quieres cagarte de risa con narraciones que deberían a ratos hacerte querer llorar, pues deja el libro en su estante de librería.

El relato en primera persona de Camila Gutiérrez es la revelación de una homosexualidad cooptada por la moralidad religiosa, de una juventud secuestrada por la culpa y racionalizada desde una mente rebelde. Si tienes hijos, deberías leerlo, sin importar si crees o no en Dios, si estás en acuerdo o desacuerdo con la gueidad, es una especie de manual del “usted no la cague” para padres.

Una narración simple, sin pretensiones ni prejuicios intelectuales; un relato con más humor del que uno podría imaginar cuando se enfrenta a la historia de la adolescente evangélica que vive en pecado permanente y debe enfrentarse a una vida cegada por el temor no solo a Dios, sino también al colegio, a sus padres, a su círculo más íntimo y a su propia sociedad canuta.

Las explicaciones que hace Camila de la terminología canuta son memorables, aprendí más de cultura evangélica con Joven y Alocada que con cualquier predicador de plaza pandero en mano, aprendí del mundo, del culto, del rapto y el Armagedón mientras me hablaban de placeres choro con choro y de fantasías sexuales con las Sailor Moon.

El único problema del libro, es que es tan entretenido y revelador que quisiera recomendárselo a mi hija de 13 años para que lo lea; pero mi propio cartuchismo de madre preocupada de los tiempos para empezar a culiar, me impide hacerlo. Supongo que se lo pasaré a los 15, cuando es posible que ella ya lo haya leído en casa y sacándolo de mi propia biblioteca. Hay cosas que los padres no aprenderemos nunca.

«Joven & Alocada», Camila Gutiérrez, 2013, Random House Mondadori